Inesperada devolución en Andalucía

La siguiente carta le ha sido remitida a la Consejería pertinente tras realizar la devolución del capital que nos indicaron:

Somos testigos sorprendidos de de cómo la Junta de Andalucía, en concreto la Consejería de Igualdad y Políticas Sociales, penaliza la devolución del remanente de la subvención otorgada a esta Asociación en octubre de 2016. Tal devolución se realizará (de hecho ya se ha realizado), tal y como se nos aconsejó desde la propia Consejería, en Diciembre de 2017, pero con unos intereses de demora impuestos de un 3,75% sobre el importe a devolver desde la fecha de ingreso del total de la subvención. Esta imposición, que desconocíamos, nos obliga a recurrir a la cofinanciación de los usuarios para cumplimentarla. En pocas palabras, se penaliza a VI Andalucía por su previsión ante posibles eventualidades y también por haber destinado la subvención exclusivamente a los supuestos para los que fue solicitada. Sigue leyendo

Ley de mínimos muy mínimos

El real decreto 1544/2007, de 23 de noviembre, sobre accesibilidad a los modos de transporte para las personas con diversidad funcional establece en su artículo 8 que al menos 5 de cada 100 taxis por ciudad serán accesibles para las personas con movilidad reducida y otro tipo de necesidades de adaptación en el plazo de 10 años desde su publicación en el BOE.

De la norma se desprende que al menos se debe llegar al 5% de vehículos adaptados a las necesidades de las personas con movilidad reducida, pero no que sea ilegal que ese porcentaje de euro taxis se supere. Sigue leyendo

Petición dirigida a D. Manuel Moix Blázquez, Fiscal Superior de la Comunidad de Madrid

Investigue el trato recibido en el CAMF (Centro de Atención a Personas con Discapacidad) de Leganés, denunciado en el programa ‘Diario de’, (31-1-2014) en Cuatro.

Firma en change.org

La diversidad funcional no va pareja a la vulnerabilidad, es el sistema el que coloca a hombres y mujeres en situación de vulnerabilidad.

Desde cualquier instancia del Estado, debe exigirse tolerancia cero ante cualquier género de maltrato, actuando enérgicamente ante el menor atisbo del mismo.

Perpetuar la indefensión y la deshumanización en instituciones públicas y privadas abre un peligroso camino que una sociedad respetuosa con los derechos humanos no debe recorrer.

El régimen de control y dominación que se aplica en los centros residenciales que acogen a personas con diversidad funcional debe sufrir una revolución: las personas “recluidas” deben contar con capacidad real de elegir modos de vida libres e inclusivos, como la Asistencia Personal, sistema con el que se aminoran notoriamente situaciones de maltrato y vulnerabilidad.

El tiempo de la institucio​nalización y sus consecuenc​ias parece que esta tocando a su fin en Europa. Declaración del Grupo de Expertos europeo sobre la Transición de cuidados institucionales a atención basada en la comunidad, por ejemplo, asistencia personal para una vida independiente.

El cumplimiento de la Convención de los Derechos de las Personas con Discapacidad de la ONU, debe pasar de la asimilación formal a la efectiva, contrastable y aceptable en una sociedad democrática y escrupulosa con el respeto de los derechos humanos.

Firma en change.org

Diversidad Funcional. Cuestión de Derechos Humanos

Autora: Estela Martín Martín

“Todos los seres humanos nacen libres e iguales en dignidad y derechos y, dotados como están de razón y conciencia, deben comportarse fraternalmente los unos con los otros” artículo 1 de la Declaración de los Derechos Humanos.

¿Dónde queda la libertad e igualdad en dignidad de las personas con diversidad funcional cuando se les trata desde la verticalidad que supone la caridad, desde la palmadita en la espalda, la sonrisa paternalista y la negación constante de su derecho a una vida independiente?

Se les niegan los aprendizajes que se les dan a los demás individuos, se les da otros que van marcando un camino creado por otros, impidiéndoles escribir y ser protagonistas de su propia historia. La utilización política de la crisis como excusa para la tala de derechos y recorte de recursos, deja en evidencia que, cuando se pudo, no se dotó a las personas con diversidad de las herramientas necesarias para que ahora, en esta coyuntura económica, no fueran los sujetos más vulnerables. Se siguió apostando por políticas de dependencia y por una educación segregada.

Esta situación tiene que servir para apostar por un cambio educativo real. Esto significa apostar por una educación inclusiva y transformar los hasta ahora centros de educación especial en centros de recursos y aprendizaje para el profesorado. Apostar por la puesta en marcha de un recurso fundamental y fuente de empleo como es la Asistencia Personal, para las personas con diversidad funcional que tengan o estén diseñando su proyecto de vida independiente,  el único que permite la toma de decisiones, acceso al empleo, a la cultura y al ocio. Crear pueblos y ciudades más accesibles en todas sus infraestructuras, tanto arquitectónicas como en comunicación y transporte, es por tanto condición necesaria para dar lugar a estas condiciones.

Para terminar una frase de Nelson Mandela, defensor de los Derechos Humanos: “No puede haber una revelación más intensa del alma de una sociedad que la forma en que se trata a sus niños”.  A todos sus niños, sin excepción.